Modifican la forma de aplicar las últimas subas de telefonía, internet y televisión

El Gobierno modificó este martes la forma en la que se aplicarán los últimos aumentos de los servicios de televisión paga, telefonía e internet, dejando así sin efecto los valores oficializados el pasado 29 de diciembre y ahora el ajuste será en cuatro tramos, en vez de dos.

A través de la Resolución 2494/2022, publicada en el Boletín Oficial con la firma de Claudio Ambrosini, presidente de Enacom (Ente Nacional de Comunicaciones), se anuló el incremento escalonado por un total de 17,6% en precios minoristas que había fijado la Resolución 2393/2022.

En específico, la suba iba a ser de hasta un 9,8% a partir del 1° de febrero de 2023 y de hasta un 7,8% desde el 1° de abril de ese mismo año.

Con la publicación del nuevo documento, se estableció un nuevo sistema de subas: las licenciatarias de Servicios de Comunicaciones Móviles (SCM) podrán aplicar a partir del 1° de enero de 2023 un incremento en precios minoristas de hasta 4%, tomando como referencia sus precios vigentes al 31 de diciembre de 2022.

Desde el 1° de febrero, en tanto, las prestadoras estarán habilitadas a imponer un nuevo aumento de hasta 4% sobre los mismos precios, tomando como referencia los valores actualizados. Desde el 1° de marzo, la suba será de hasta el 3,5%, mientras que desde el 1° de abril se repetirá ese incremento. 

Estas cifras regirán, según la normativa, “para las licenciatarias de Servicios de Comunicaciones Móviles (SCM), así como también para las de Servicios de Valor Agregado de Acceso a Internet (SVA-I), Servicios de Telefonía Fija (STF), Servicios de Radiodifusión por Suscripción mediante vínculo físico o radioeléctrico (SRSVFR) y Servicios de Comunicación Audiovisual de Radiodifusión por Suscripción mediante vínculo satelital (DTH)”.

En cuanto a la telefonía en su modalidad prepaga, se estableció que a partir del 1° de enero de 2023 el valor de la recarga de 50 megabits (MB) de datos móviles por día costará $41,04, que el segundo de voz saldrá $0,63 y que los SMS valdrán cada uno $8,21, en todos los casos con impuestos incluidos.

El 1° de febrero esos valores subirán a $42,68, $0,65 y $8,54 respectivamente, mientras que desde el 1° de marzo ascenderán a $44,18, $0,68 y $8,84, y desde el 1° de abril alcanzarán los $45,72, $0,70 y $9,14.

La normativa indicó que cualquier incremento aplicado por las Licenciatarias de Servicios de TIC o DTH (TV Satelital) que supere dichos topes deberá ser reintegrado a sus usuarios en la próxima factura a emitir, con actualización e intereses sujetos a la misma tasa de interés que aplican a sus clientes por mora en el pago.

En el caso de que el usuario elija no abonar su factura con incrementos superiores a los autorizados, las prestadoras no podrán suspender el servicio ni computar mora sobre esas facturas.

En 2022, el Enacom ya había autorizado dos incrementos de 9,5% que fueron aplicados en las facturas desde el 1° de mayo y el 1° de julio, respectivamente. Luego, se agregaron nuevas subas del 19,8% el 1° de octubre y del 9,8% el 1° de diciembre.

Según se especifica en la resolución, se busca “compatibilizar los incrementos máximos con la política económica vigente”. Para eso, se tuvieron en cuenta los “convenios de acuerdo de precios firmados recientemente por la Secretaría de Comercio”, como “los acuerdos de precios de medicamentos con el sector farmacéutico, en el sector indumentaria, con las principales fabricantes de zapatillas y con empresas productoras de insumos industriales básicos”. (DIB)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.