Profundizarán el control de asistencia en la Dirección General de Cultura y Educación – 25 Digital

Profundizarán el control de asistencia en la Dirección General de Cultura y Educación

La decisión del gobierno bonaerense es controlar el presentismo de los empleados estatales por etapas en todos los ministerios y reparticiones. Durante esta semana le tocó el turno a la Dirección General de Cultura y Educación.

La administración de María Eugenia Vidal apunta evitar ausencias, llegadas tarde o abandono de las tareas dentro del horario laboral a través del denominado “control biométrico”. Así, los empleados deberán posar el dedo pulgar sobre una máquina que registrará la asistencia y hora tanto de ingreso como de retiro. La instalación de molinetes en los accesos completará el sistema.

El plan va, de a poco, ya se puso en marcha el sistema en la sede del ministerio de Economía, en la manzana de calle 7 entre 45 y 46, el ministerio de Infraestructura, en la sede de calle 7 entre 58 y 59 y ahora es el turno de la cartera educativa.

Sin molinetes, porque se generó algún revuelo con el reclamo de los gremios que argumentaban cuestiones de seguridad, el mismo sistema ya funciona, por ejemplo, en el edificio del IOMA de calle 46 entre 12 y 13.

En rigor, el control biométrico de asistencia no se trata de una idea original del equipo de Vidal. Es una medida alumbrada a nivel nacional donde se ha avanzado un paso más. De hecho, el ministerio de Modernización a cargo de Andrés Ibarra, dictó un reglamento de presentismo para los empleados públicos que incluye sanciones por incumplimientos, compensación de horas no trabajadas y hasta descuentos salariales.

Por ahora, el gobierno bonaerense no ha avanzado en una reglamentación de esas características. Pero, una vez que se avance con la instalación de los sistemas de controles, va camino a ello.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

18 − 5 =