El Consejo del Salado destacó el proyecto de obras para el arroyo Saladillo

“Veníamos pidiendo un proyecto para el arroyo Saladillo y el Vallimanca y ahora vamos a contar no solo con ese proyecto, sino con un compromiso de ejecución de obras, que cuando se puedan concretar le darán otra dimensión al Plan Maestro, para que sea un plan integral de la cuenca” destacó Alberto Larrañaga, titular del Consejo Asesor de las obras del Salado.

Larrañaga, que también preside la Sociedad Rural de 25 de Mayo, informó que en la última reunión de dicho Consejo, la Dirección Provincial de Hidráulica (DPH) anunció que se llamará a licitación para la realización del Proyecto Ejecutivo correspondiente a la ampliación del cauce de los arroyos Saladillo y Vallimanca, como paso previo a la ejecución de obras, que en una primera etapa podrían alcanzar los 50 km de extensión, desde la desembocadura del primero en la laguna las Flores, en el partido de Roque Pérez.

En una reunión de la que también participó el Subsecretario de Agricultura bonaerense, Miguel Tezanos Pinto, el Director Técnico del organismo hidráulico provincial, ingeniero Marcelo Rastelli, explicó ante el Consejo Asesor que en base a los estudios previos efectuados por la propia DPH, la base de fondo del arroyo Saladillo deberá llevarse a un ancho de 70 metros, aunque en algunas zonas, dependiendo de la pendiente, podrían ser necesarios hasta 100 metros. También serían necesarias algunas obras de regulación en lagunas existentes en el curso de ambos arroyos. Todas estas cuestiones deberán ser definidas por medio del Proyecto Ejecutivo a licitar.

Con respecto a los plazos  para el comienzo de la ejecución de las obras, se indicó que se trata de cuestiones a resolver en el mediano plazo, porque una vez que se cuente con el proyecto, se dependerá del avance del dragado del Salado actualmente en ejecución en la zona de Roque Pérez y del financiamiento. Sobre este último aspecto, Rastelli explicó que estarían dadas las condiciones para contar con fondos para los primeros 50 kilómetros de obras.

Larrañaga, que representa a CARBAP en el Consejo Asesor, destacó la solidez técnica del ingeniero Rastelli e indicó que “con respecto a los plazos hay que ser cautelosos, porque sabemos que las grandes obras públicas no son fáciles de concretar y seguramente habrá que vencer muchas dificultades, pero sin dudas se abre  una oportunidad hasta ahora impensada”.

Por tal motivo, expresó su reconocimiento al titular de la Dirección Provincial de Hidráulica, Mario Gschaider, con “quien he dialogado sobre este proyecto y  ha manifestado un gran entusiasmo para llevarlo adelante” y también al subsecretario de Infraestructura Hidráulica de la provincia de Buenos Aires, Luis Giménez, “por su fuerte compromiso con las obras”.

Además, Larrañaga informó que durante la reunión del Consejo se trataron también, entre otros temas,  los avances de la Nación y la provincia para asegurar el financiamiento de las obras del cuarto tramo del Salado, que deberá concluir cerca de Mechita, en el partido de Bragado.

También se analizó la marcha del dragado del río entre el puente Romero y Carlos Begueríe, donde se está trabajando en tres sectores, a ritmos normales, con cuatro dragas en funcionamiento, a las que se sumarán dos próximamente.

El Consejo Honorario Asesor del Salado está integrado por representantes de CARBAP, la FAA, la SRA, CONINAGRO y la UIA. De sus reuniones participan también funcionarios de los ministerios de Infraestructura y Agroindustria. Su función es la de impulsar y controlar el desarrollo de las obras del Plan Maestro del Salado. Fue creado el año pasado por el gobierno provincial, tras una década de reclamos de las entidades rurales, después de que, a fines de 2007, dejó de funcionar lo que en su momento fue el Consejo Auditor de las obras.

One Response to El Consejo del Salado destacó el proyecto de obras para el arroyo Saladillo

  1. José Crotto dice:

    Grosero: primero hay que terminar la cuarta etapa del Salado que la están haciendo chica y cara. Después los canales del oeste. Algún día tendrán tiempo y plata para ocuparse de la cuenca del Vallimanca que va a llegar a un río que no tendrá capacidad para sacar el agua.Con ese diágnostico errado y confuso no deberíamos extrañarnos que millones de hectáreas de la provincia se sigan inundando

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte + 3 =